La gingivitis y la periodontitis tienen una relación totalmente directa ya que la periodontitis es un estado avanzado de la gingivitis.

Qué es la periodontitis
Cuando hablamos clínicamente de la periodontitis se habla de la inflamación y de la infección de los ligamentos de los huesos que cumplen la función de ser sostenes de los dientes. Esto puede suceder como consecuencia de la falta de tratamiento, por eso la inflamación y la infección de las encías continua avanzando hasta alcanzar a los ligamentos y después a los huesos que se encargan de sostener las piezas dentales.

Cuando se pierde el sostén los dientes se empiezan a aflojar y por ello se terminan cayendo, por esa razón podemos decir que la periodontitis es una de las razones de pérdida dentaria en las personas adultas.

Qué es la gingivitis
Cuando hablamos de periimplantitis nos estamos refiriendo a un proceso inflamatorio que involucra a los tejidos que se encuentran alrededor del implante dental, esto provoca que se termine perdiendo el hueso de soporte. El problema puede llegar a afectar entre el 10 y el 45 por ciento. Si bien la gingivitis aparece en uno de cada 10 pacientes no podemos considerarla como una patología frecuente. Pero debemos saber que las consecuencias de padecerla pueden ser graves, por eso es fundamental ir al dentista si notamos algún problema en la boca.

Pensemos que los implantes dentales son una gran solución siempre que reciban los controles y el mantenimiento adecuado, así te podrán durar para toda la vida. Si no reciben los cuidados necesario podrían sufrir de gingivitis generando la pérdida temprana de los implantes y de las prótesis soportadas.