Mientras escucho al Capitán Ritmo en Continental Stereo, cuando pone un poco de music de George Harrison, les hago un breve recuento de un día no tan breve, pesado y cabreante, diría yo ... "bien chévere"...
Despertando + o - tarde, tras una noche de sueño difícil, me encuentro que la tía anda hablando con El Señor por un desierto... en fin ... verán que esas alucinaciones espirituales no le sirvieron de mucho.
En fin, con "Mr. Perfect" en la cocina, todo quedó hasta la verga, ¿para variar, no? Desayuno de grasa ¡jajaja! almuerzo pasable, que se convirtió en una NULA cena ulcerosa... Con la llegada de la clarividente... Vaya...
Lluvia, pluie, rain, pluvia, qué sé yo, incluso le hice una canción a la misma... No crean que me he sentido masificado, simplemente estoy sin sobresaltos, o con no muchos.
Lo único que interrumpió mi tarde somnífera fue la llamada de Marlene y en la noche una que yo le hice - Inés y Esther son mantequilla "maintenant" - .
Tengo que llevar la plata de los boletos  mañana y sólo he vendido UNO ... Y no lo he cobrado ... Ando limpio y no recibo la toalla del American Express - como diría Henry Miller - hasta el fin de semana...
Estoy de universitario, en parte por el hospedaje que aquí me otorgan, pero todo se ha vuelto tan valevergoso y ya ni siquiera se parece a mi situación del ´88, esta vaina es semiservidumbre en un "hogar" anárquico con caracteres absurdos, que a la menor oportunidsd abandonaré... FOR SURE ...
Bueno, acaba de llegar el Tío Tito de Santiago, ya que hoy 28 de noviembre es feriado, como todos ustedes saben. Ese tampoco demora mucho por aquí.
Beatles, Stones, psicodelia, "un peu de tout", así como para esperar el mes espiritual, ahora SIN MITO.
La Cristiana nos quiso dar por cena un poco de tuna, pero que le aproveche... ¿Qué chucha le pasa? En fin, me quiero desentender de esas vainas.
Así que nos vamos pillando,
RGA